Contratos factoring


En Chile, las características del contrato de factoring son variables. A pesar de que esta herramienta lleva ya buen tiempo en nuestro mercado, aún falta un poco más de integración desde el lado de las empresas, de modo de hacerla más parte de la contabilidad periódica que de una externalización esporádica.

Por eso, entender que un modelo de contrato de factoring puede ser hecho a la medida de tus necesidades es un avance vital para el futuro de tus finanzas. Usualmente, el contrato de factoring por definición es aquel que vincula a una entidad financiera o compañía de factoraje, con un cliente o empresa comercial, para que la primera le preste al segundo un paquete de servicios, entre los que se incluye la financiación de sus créditos con clientes, asumiendo el riesgo del cobro, a cambio de una contraprestación.

Un contrato de factoring concepto es complicado de describir, puesto que se trata de un contrato atípico. Sin embargo, la norma dicta que se basará principalmente en la consensualidad, por lo tanto es importante que tu compañía cuente con profesionales capacitados para su entendimiento. En Bolsa mi PyME, una de las principales ventajas frente al factoring es el hecho de que ofrecemos una plataforma mucho más sencilla y entendible para todos.

Realizar un contrato de factoring modelo es concretar un lazo que una a un “factor” encargado de la cobranza de un crédito comercial, con el titular del mismo. El factor, en esos casos, garantiza el buen fin incluso cuando el deudor comete mora, mediante la retribución o el pago de los gastos de intervención. Así, un ejemplo de contrato de factoring será uno que permita ceder las facturas de forma segura por parte del titular y le brinde liquidez en los plazos esperados, a la vez que la entidad comercial que actúa como factor obtiene una ganancia porcentual satisfactoria para sus arcas, en plazos que para sus fines particulares sí resultan pertinentes. En nuestro caso, la plataforma de cesión para PyMEs representa un margen porcentual mucho más conveniente a favor de quien cede, permitiendo además la libertad respecto a avales, encaje, moras y otras preocupaciones, por lo que nunca necesitarás despegar los ojos de tu negocio.

Si me hago parte de esta alternativa al factoring contrato también opto por tener un aliado comercial vital en las finanzas de mi empresa. Esto porque en Bolsa mi PyME no nos quedamos únicamente en nuestro rol de financistas, sino que además representamos informaciones útiles acerca de tasas de transacciones de facturas e informaciones sobre pagadores inscritos, para hacer de tu experiencia en la Bolsa algo mucho más expedito, informado y seguro.

Toma la delantera y sigue el atajo comercial más conveniente del mercado junto a nosotros. Las mejores tasas y asesorías están de nuestro lado en la Bolsa mi PyME, para dar un verdadero realce a tus utilidades.